Año nuevo… ¡Nuevas metas, nuevos retos!

Sí, ya lo sé… Ya lo sé…

El refrán dice “año nuevo vida nueva”, pero yo siempre he visto esa frase algo radical.

Para mucha gente el simple cambio de año conlleva mejores expectativas. También se dice esa frase al comenzar el año para manifestar el propósito -no siempre mantenido- de cambiar de costumbres o de otras cosas, tras hacer balance del año anterior…

¿Significa que dar carpetazo a algo es la solución para los objetivos que no hemos alcanzado y que hay que volver a empezar el nuevo año de cero?

¿Significa que debemos dejar un proyecto de lado en el que hemos fracasado o en el que no hemos visto cumplidas nuestras expectativas y comenzar de nuevo abandonando nuestros sueños?

¿Vida nueva?

Qué melodramática me pongo, ¿verdad?, jajajajaja…

propositosPero es que mucha gente se toma el año nuevo así, como la forma (o excusa) de hacer borrón y cuenta nueva, y nos olvidamos que está en nosotros, día a día, el perseguir nuevas metas, nuevos objetivos y no desfallecer hasta lograrlos.

El otro día leí los datos de un estudio británico que consistía en ofrecer (por parte de un grupo de investigadores) una serie de consejos, extraídos del análisis de 3.000 personas que se habían propuesto los clásicos objetivos para el año nuevo, a saber: perder peso, ir al gimnasio, dejar de fumar o beber menos.

Al comienzo del estudio el 52% de los participantes tenían confianza en el éxito, pero solo el 12% logró cumplir sus objetivos…

¿Qué nos desmotiva y hace que dejemos de lado nuestros pequeños retos, nuestras metas sin cumplir o simplemente a medias?

 

Una vez me dijeron: “Tanto si crees que puedes, como si crees que no puedes tendrás razón”.

Está claro que sólo nuestra actitud puede hacer que esos retos y sueños se logren o se queden simplemente anotados en una lista de propósitos y buenas intenciones que escribimos al comenzar un nuevo año.

Soy de esas personas, como tú, que tiene sus días buenos y los no tan buenos, y que, como tú, disfruta de muchas cosas y a veces también “se deprime”… Sonrío, lloro, recuerdo, planeo, imagino, pruebo, intento… ¡¡Me encanta el año nuevo!! Y aunque no hay vida nueva con la llegada de un nuevo año, no nos engañemos, sí que disponemos de 365 (o 366) posibilidades de equivocarnos y de poder intentarlo de nuevo, o quizá con un poco de suerte lograr eso esperado y deseado.

Desde El botiquín de ideas os animo a perseverar, a ser constantes y fijaros pequeñas metas que podáis ir consiguiendo poco a poco y con las que os motivéis a marcaros nuevos retos…

En cuanto al blog, para este nuevo año, espero poder empezar a subir vídeos, inaugurar Instagram, mejorar las entradas y ofreceros contenidos que sean de vuestro agrado, sencillos, originales y entretenidos para que los hagáis y compartáis vuestras creaciones por las redes sociales.

Un besito y hasta pronto.

Eva.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s